Anuncios
No te lo puedes perder

Sacar de portería ¿en largo o en corto?

Sacar de portería y controlar el balón en la misma jugada no es tan fácil como parece. Es una acción táctica del fútbol que nunca hay que despreciar.

Anuncios

Sacar de portería es la primera de las acciones de cualquier táctica de juego de ataque en el fútbol. Dependiendo de cómo la ponga en juego el portero, se puede dar prioridad a una fórmula de ataque o a otra. Los saques de portería son más importante de lo que parece. Ningún entrenador que quiera asegurarse del funcionamiento de su equipo en todas las líneas, debería dejar de ejercitar ese primer toque.

Básicamente, hay dos saques de portería, uno prima los lanzamientos largos; el otro, los pases cortos. En los pases largos, de lo que se trata es de lanzar el balón lo más lejos posible con la idea de ganar su posesión y atacar de forma inmediata. Siempre lo más arriba posible. También se suele lanzar el balón con pases largos para dar tiempo a montar una defensa en condiciones.

Lanzamientos largos

Los saques de portería largos han de ir dirigidos a jugadores propios, lo más usual, a extremos, que puedan controlar el balón con habilidad en las líneas de banda. Por contra, lanzar el balón de saque de portería al mediocampo suele devolver pocas ventajas.

Los rivales con sus coberturas defensivas suelen concentrar todo su esfuerzo en esa zona y las disputas del balón pueden acabar con la pérdida del balón en las botas contrarias. Y algo peor, puede dar pie para que el rival pueda montar un ataque rápido antes de que se pueda organizar la defensa.

De suceder ésto, los jugadores más cercanos al balón perdido han de actuar deprisa para contestar a esa pérdida con rapidez y agresividad. Para dar tiempo a los compañeros a situarse en sus zonas, para desplazarse hacia atrás y cubrir huecos o para marcar encima a los delanteros.

Lanzamientos cortos

Los saques de portería en corto no siempre resultan tan fáciles y, sobre todo, seguros como pudiera parecer. Sí, son efectivos cuando el equipo contrario marca con poca presión, cuando los jugadores propios son hábiles para controlar el balón o cuando los rivales están menos activos.

Hay que tener en cuenta, que perder el balón en el primer tercio del campo coloca a cualquier equipo en peligro de ponérselo fácil para que el contrario pueda realizar un tiro libre a la portería.

Para que los jugadores puedan estar en condiciones de conservar el balón después de un saque en corto, los entrenadores deben trabajar con su plantilla el mantenimiento de la posesión después de los saques de portería. Algo tan importante como construir el ataque después de sacar de portería en corto.

Saques de portería

Trayectoria de los receptores de los saques de portería

Anuncios
About Sergio Suárez Benítez (148 Articles)
Periodista, curioso empedernido, interesado con intereses que alimentan el espíritu y un enamorado de las Islas Canarias, mi hogar y el lugar de mis mejores sueños.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: